El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Ribeiro ha calificado la cosecha 2019 como “muy buena” por acuerdo plenario en la reunión celebrada esta mañana en Ribadavia.

Esta calificación aplicable a los vinos de la cosecha 2019, actualmente en vías de comercialización, viene determinada por los análisis organolépticos realizados a lo largo del año por el Órgano de Control y Certificación del Consejo Regulador.

Anualmente el Órgano de Control analiza una media de 303 muestras y se comparan los resultados de las últimas 20 cosechas. Actualmente ya se analizaron y validaron más de 274 muestras de la cosecha 2019, que suponen más de 3.77 millones de litros válidos para su comercialización con Denominación de Origen Ribeiro. A partir del tratamiento estadístico de estos datos se obtiene una información representativa, que permite calificar la cosecha de manera objetiva en función de su calidad organoléptica.