Araújo acusa al BNG de intentar obstaculizar la ordenanza del botellón

El portavoz de Ciudadanos Ourense recuerda que el voto de los nacionalistas no es necesario para aprobar el texto

Publicidade

 El portavoz del Grupo Municipal de Ciudadanos, Pepe Araújo, ha acusado al BNG de intentar obstaculizar la Ordenanza reguladora de la convivencia cívica y la protección de la salud derivada del consumo, venta y publicidad del alcohol, más conocida como la ordenanza del botellón, tras la segunda reunión que tuvo lugar esta mañana.

No vamos a admitir trabas como parece que quieren poner algunos grupos para que esta cuestión se demore en el tiempo. Quedamos sorprendidos ante la postura del BNG, que lejos de trabajar para suprimir el botellón en la ciudad, proponen un botellódromo”.

Araújo, ha insistido en que “es urgente avanzar en la regulación municipal para cortar de raíz este problema de salud pública y de convivencia” y ha recordado que “los votos de los nacionalistas no son necesarios para aprobar el texto y que la ordenanza pueda ser una realidad permanente en la ciudad”.

En este sentido, el portavoz naranja ha agradecido que la comisión se haya puesto en marcha tras “dos años insistiendo desde este grupo municipal para suprimir el botellón” y ha pedido que se trabaje con agilidad en la tramitación porque es un problema serio que necesita alternativas de ocio y tiempo libre para la juventud desde las concejalías de Cultura, Educación y Deportes.